La Lana de Roca repele la humedad

 

La ciencia sobre construcción está interesada en cuatro distintos mecanismos de transporte de humedad y su efecto en los edificios: transporte de humedad en gran volumen, humedad transportada por el aire (convección), difusión y humedad capilar. El control de humedad es fundamental para el funcionamiento adecuado y la durabilidad de cualquier edificio.

Lana de Roca PAROC - Otorga la seguridad más versátil contra la humedad

  • No absorbe la humedad del aire circundante. Permanece seco aun en un ambiente muy húmedo.
  • No absorbe agua líquida
  • Se seca con gran rapidez en temperaturas ambientes normales
  • Mantiene su desempeño térmico y dimensiones después de estar expuesto a la humedad
  • Actúa como umbral capilar en soluciones subterráneas
  • No bloquea la humedad para construcciones - es un material abierto a difusión (Mμ = 1) que permite el transporte de vapor de agua a través de ellas.

Previene riesgo de humedad

  • El balance químico no es favorable para corrosión
  • No contiene retardantes de fuego que pudieran promover la corrosión
  • Su resistencia se ve puesta a prueba frente al crecimiento de moho (humedad relativa de 95-100% y 22ºC por 28 días)
  • Tiene un buen desempeño incluso en condiciones climáticas 2030 a niveles de humedad relativos de RH80% y RH95%

Mantiene las construcciones secas

  • Permite un secado de las estructuras de concreto significativamente más rápido que los materiales de aislamiento impermeables.
  • No recolecta la humedad de las construcciones y, por lo tanto, revela las posibles fugas de humedad con mayor rapidez
  • No permite la condensación dentro de la capa de aislamiento